Para conseguir perfectos empanados o rebozados, para ligar masas, aportar textura, rellenar o espesar. El pan rallado es un ingrediente básico en la cocina de nuestro día a día. ¿Conoces los diferentes tipos que existen? Y lo más importante: ¿sabes cómo conservar el pan rallado en la despensa para que no se eche a perder? Te lo contamos todo a continuación.

 

El truco para conservar el pan rallado

Para conservar el pan rallado (una vez abierto el paquete) deberás introducir el contenido en un bote con cierre completamente hermético. Lo ideal es que sea de cristal, aunque también puedes guardarlo en un tarro de metal o de plástico. Un consejo adicional: introduce también un par de hojas de laurel secas. ¡Ya verás cómo te durará mucho más tiempo!

 

¿Qué tipos de pan rallado existen?

Un pan rallado de calidad puede transformar una elaboración correcta, en un plato realmente redondo. Porque el pan rallado es el ingrediente ideal para empanar, rebozar, ligar masas, espesar, texturizar o rellenar. Existen infinidad de recetas en las que podrás utilizar tu pan rallado Gallo. Podrás elegir entre un rebozado más fino o más grueso en función de tus gustos.

 

La gama de pan rallado Gallo:

Hay un pan rallado para cada tipo de persona, y eso lo sabemos bien en Gallo. Por eso, hemos creado cuatro variedades diferentes. ¿Cuál es tu favorito?

El pan rallado clásico:

Con un granulado más fino, elaborado a base de harina de trigo, levadura y sal.

El pan rallado con ajo perejil:

Con un intenso sabor que llevará tus rebozados y empanados a otro nivel, aportando un toque distinto.

El pan rallado crujiente:

Con una mezcla de harina de trigo blando y trigo duro, para conseguir una textura más gruesa y crujiente, pero tierna y jugosa al mismo tiempo.

El pan rallado sin gluten:

Con el que podrás conseguir el mismo sabor de siempre en tus salsas y rebozados, pero sin una pizca de gluten.

 

Ahora que ya conoces cómo conservar el pan rallado en casa y las diferentes variedades de este producto que Pastas Gallo pone a tu disposición, estás listo para ponerte manos a la obra. Prepara sabrosas salsas, empanados, rebozados y gratinados con tu pan rallado favorito como mejor aliado. ¡Y presume de resultados con tus amigos y familia!

Recetas Gallo

Siempre un éxito en casa

ver receta
Tallarines con puerros
y huevo

ver receta
Tallarines
con conejo y gambas

ver receta
Ensalada de pasta de garbanzo
con salmón

ver receta
Helices de lentejas
con salsa de calabaza y feta al horno

ver receta
Sopa de fideos

ver receta
Pasta de mascarpone y trufa
con huevo pochado

ver receta
Piñones con langostinos
y espárragos al aroma de eneldo

ver receta
Ensalada de margaritas con papaya,
mini mozzarella y vinagreta de avellanas

ver receta
Cous-cous con calabaza asada
y tahini cremoso

ver receta
Fideuá con almejas
y gambas

Te puede

INTERESAR

Una salsa para cada pasta: recomendaciones

Una de las cosas más importantes que…

Leer
¿Cómo conservar la pasta cocida?

Seguro que alguna vez te has preguntado…

Leer
¿Preparando sopa? Trucos para calcular cuántos gramos de pasta necesitas

El invierno es la temporada de sopas…

Leer
Cómo conseguir un rebozado crujiente

Si eres de los que disfrutan pasando…

Leer
¿Cómo obtener una tempura perfecta?

La tempura es uno de los platos…

Leer