• 4
  • right_icon media
  • Mins

Ingredientes de la receta

  • 500 gramos de Spaghetti Gallo

  • 1 pieza de Cordero Lechal (1 grs./pieza)

  • 75 gramos de Jamón serrano

  • 400 gramos de Tomate cortado a dados, pelado y sin pepitas

  • 20 gramos de Setas Secas

  • 250 gramos de Cebolla

  • 1 Gota de Salsa Tabasco

  • 1 vaso de Vino blanco

  • 5 cucharadas (9gr.) de Aceite de oliva

  • 1 pizca de Sal

  • 2 cabezas de Ajo

  • 1 manojo de Perejil picado

Preparación

  1. Cortar la carne de cordero deshuesado en trozos y salpimentar.
  2. En una cazuela de barro, rehogar la cebolla picada en dos cucharas de aceite y la grasa de jamón. Cuando la cebolla empiece a dorarse, añadir los trozos de cordero. Remover a menudo para que se doren por igual.
  3. A continuación rociar la carne con el vino y, cuando se evapore, añadir el tomate.
  4. Aparte, sofreír en aceite las setas en láminas con el ajo, la guindilla y el perejil picados.
  5. Retirar del fuego cuando el ajo empiece a dorarse y agregar a la salsa de carne.
  6. Ajustar de sal y pimienta y completar la cocción a fuego lento hasta que la carne esté bien cocida.
  7. A parte cocer la pasta en abundante agua hirviendo, ligeramente salada, removiéndola de vez en cuando durante la cocción.
  8. Cuando esté cocida en su punto (al dente) escurrirla, verterla en una fuente de servir y condimentar con el jugo la cocción caliente. Mezclar bien y colocar por encima los trozos de cordero.
  9. Servir a la mesa con queso rallado a parte.

Descripción de la receta

Cuando compres el cordero, fíjate en la carne: que tenga una textura fina y firmeza, con un color rojo y las tiras blancas de grasa dentro del músculo de la carne.