EL GLUTEN EN NUESTRA ALIMENTACIÓN, HÉROE O VILLANO

No son pocas las personas que se han unido al movimiento “gluten-free” (libre de gluten) como manera de alimentarse, pero ¿es beneficioso eliminar el gluten de nuestra alimentación cuando no existe una indicación médica?

El gluten es una proteína que encontramos en los cereales: cebada, centeno, trigo, avena, triticale, kamut o espelta y que proporciona esponjosidad y elasticidad al alimento que la contiene.

La dieta exenta de gluten de manera crónica es el tratamiento dietético de la enfermedad celíaca y la sensibilidad al gluten no celiaca.

Si no presentamos ninguna de las entidades anteriormente citadas no existe razón para suprimirlo de nuestra dieta. No hay evidencia científica que demuestre que una persona sana, que coma sin gluten, presente alguna ventaja sobre las personas que comen con gluten. En relación a esto, un estudio de la Universidad de Harvard alerta sobre los riesgos de prescindir por capricho del gluten e indica el aumento del riesgo de padecer diabetes tipo 2, concretamente. Además, una dieta de este tipo podría incluso ser perjudicar para la salud intestinal en personas que no sufren enfermedad celíaca o sensibilidad al gluten no celíaca, ya que en muchas ocasiones limitan muchos alimentos sin sustituirlos por otros equivalentes a nivel nutricional, y el aporte de fibra es menor.

Banalizar su ingesta y suprimirlo pensando que vamos a bajar de peso no tienen sentido. Los cereales deben estar presentes en nuestra alimentación, son la base de nuestra dieta. El problema del sobrepeso es un problema más complejo que ataña a las necesidades calóricas, la actividad física, la gestión de las emociones y qué nos hace comer, los hábitos, el tipo de alimentos que ingerimos…

Pero volviendo a las personas que realmente necesitan suprimirlo, la evolución de los productos sin gluten ha mejorado mucho y cada vez más encontramos más representación de estos en más supermercados para poder disfrutar de una dieta variada sin que nuestro bolsillo además se resienta.

Por eso, desde Gallo estamos comprometidos con la base de una dieta sana y equilibrada y sabiendo las necesidades y la importancia que presentan los cereales en la base de nuestra alimentación diaria, contamos con variedades de pasta sin gluten con un sabor y textura perfecta,  elaboradas bajo estrictos controles que garantizan la ausencia total de gluten y que le han valido el aval de la FACE.

Utiliza nuestra gama de productos sin gluten para la realización de tus recetas tradicionales y disfruta de todo el sabor y todas las garantías.